Arizona

me muevo con la cadencia necesaria de la queja. 
 me retuerzo con la teatralidad necesaria del dolor.
y con placer vuelvo a ser un cordero sangrante.
y los ojos de me salen de las orbitas.
y las manos buscando se estiran.
y sueño con acomodarme.
pero vuelvo a ser presa. 
placentera sensación de estar atrapada.
pero ¡cuidadito con pensarme así, eh!
yo no soy tuya, yo no soy de nadie.
yo no creo en el amor.
yo soy mía. yo soy mía.
pero me canso rapidito de mí.
es que soy tan aburrida

El seguimiento