Zero




No tengo ganas de nada.
Ni de tomar helado de maracuyá.
Ni de salir de compras por los bazares chinos.
Ni de oler zapatillas nuevas.
Ni de mirar "Volver al Futuro".






 

El seguimiento