Buenas y malas noticias







¿Las buenas? Devendra y yo vamos a vernos pronto.
¿Las malas? Voy a romper su corazón cuando le diga:
"Devendra, querido, ha sido todo muy lindo, las noches
lujuriosas envueltos en sábanas brillantes, las flores de loto
y los paseos en moto, pero no, no puedo seguir viéndote.
Es que, ejem ejem cof cof, me he enamorado."
El llorará un poco, sollozos ahogaditos, cara de perrito.
Yo me moriré de pena, le abrazaré y suavizaré su pelo
con besos de cariño, más ya no de amor.








¿Y qué?


ya me probé el vestidito negro
el collar de hilos plateados y las tacos negros
la sonrisita pelotuda me sigue acompañando
el karaoke viene solo.
Ahora me queda conseguir
camarógrafo para hacer la remake,
trayecto Burgueslandia- Fuerte Apache.

Linden & TV

















No seas inseguro, eso dejamelo a mi.

30

Cuando era nena pensaba que a los 30 ya sabría todo acerca de la vida y del amor.
Cuando era nena pensaba que a los 30 sería una mujer seria, oficinista con pollera y tacos.
Cuando era nena pensaba que a los 30 tendría el pelo corto y prolijito y teñidido.
Cuando era nena pensaba que a los 30 tendría mil discos y mil libros y me gustaría el ballet.
Cuando era nena pensaba que a los 30 habría conocido el mundo.





¡Hola Mundo! ¡Hola amor!

El seguimiento