Mi mágico corazón consumista







Mi mágico corazón es consumista.
Todo me es necesario, nada prescindible.
La acumulación, divino tesoro.
¿Cómo alegrar la niña en mi sin estos tesoros de tela?
¿Cómo hacer la cama con ganas sin el ondismo en la almohada?
 ¡Oh, si, los libros voladores!

El seguimiento