Litio 7


Son esos momentos en los cuales debería sentirme liberada, más liviana, sin la necesidad de hacerlo. Después de todo debería ver que me han quitado un peso de encima, ¿no?
¿No era esto lo que tanto quería? Que él se vaya, que me deje sola y así poder seguir caminando sin piedrita en la zapatilla. O en los zapatitos negros boca pez. O en las plataformas negras que me compré en la liquidación. O en las Havaianas color coral. Y mirá que es jodido que se te meta una piedrita en la Havaiana. Pero esta piedra, que supo ser piedra preciosa, se metió. Y mucho. Y como cuesta sacarla. Porque, sí, todavía está ahí. Como que no se quiere ir del todo. Como que de repente me mira con esos ojos tristones y esa boca con forma de corazón y susurra con esa tranquilad tan impune: "Todavía puedo ignorarte más". Y yo pienso: "Analizame las partículas, vi". Pero no. Ya no. Él ya no quiere poner a temblar mi estructura molecular. Se queda con Litio 7. Y el acelerador de partículas Tandem. Y Argonne. Y Hay Yung Lee. O como carajo se escriba. O no. O simplemente no se quiere quedar conmigo. Y está bien. Y lo sabemos todos. Pero aún así, extraño esos vacíos juntos, esos domingos pesados y fríos, esos eternos mails en un Inglés de mierda, esos abrazos desparejos de mi metro cincuenta y nueve - sesenta si respiro profundo - y su hermoso metro ochenta y cinco, los helados de frutilla, las ganchas compartidas en el Peruano de Matheu, su opinología, su moda retro, su perfume viril, su eterna seriedad. Él me pide perdón por su decisión. Pero apuesta a que sea lo mejor. Y yo le creo. Porque él nunca se equivoca. Porque él todo lo sabe. Pero sobre todo, porque se vá la piedra -que aún brilla, pero... ¡mierda, como lastima!- del zapato.

10 comentarios:

  1. Si no lo decidiste vos vas a rascarte la cascarita, como para seguir sintiendo, sin querer queriendo durante un rato.

    ResponderEliminar
  2. Nop, fijate en el Dr. Ahorro si tienen Tiempo generico.

    Si no haces el duelo como corresponde te metes con el primer pelotudo que pasa con tal de canturrear nananana no me duele nananan, y es una cagada peor porque despues tenes que no solo hacer el duelo previo sino lidear con el pelotudo que cual curita barata se despega al toque o peor aun, se aferra a tus pelitos más sensibles y zaaaas hay que tironear.

    ResponderEliminar
  3. Conversación entre Aí y Lillí.

    Aí: Hace rato que no es puro.
    Lillí: Sí, pero...
    Aí: "Sí, pero"... Tres carajos.
    Lillí: Es que no es eso...
    Aí: Sí es eso, y es una cagada. Y también el Eternauta.
    Lillí: Bueno, es que...
    Aí: Bueno nada, Malo. Muy malo.

    Agua oxigenada, ¿lo vés?
    Arde, Arde, Arde.
    Pero cicatriza.

    Cual nena tonta, voy a volver a rascar la cascarita que Aí y su agua oxigenada ayudaron a formar.
    Pero con el Tiempo genérico de Dr. Ahorro (¡lástima que Dr. Simi se fué al carajo, era más barato ahí)se me vá a poner la piel rosadita y luego vá a volver a su color pálido natural.

    Gracias por usar terminología apta para todo público. Pero tras haber paseado por su Blog, debo reconocer que el delirio gana.

    Ah! Y enemistad cero, eh.

    ResponderEliminar
  4. Más respeto con Favali o se pudre todo.

    ResponderEliminar
  5. El tema es el falso Fava, ese ya viene podrido.

    ResponderEliminar
  6. pasa en todas las realidades paralelas, tarde o temprano.

    buenos tilings los que pusiste eh...


    ;)

    gracias por pasar.

    seguiré leyendo.

    m.

    ResponderEliminar
  7. Pero "Litio 7" por qué? Si te sirve, yo una vez pisé una braza encendida con mi hawaiana. Dolió, pero ya no.

    saludos

    ResponderEliminar
  8. Cece,

    Los físicos son así... Ven otras profundidades en los elementos de la tabla periódica y en las cosas que pueden hacer con ellos. Supongo que una tesis de dotorado. Pero también supongo varias cosas más. Muchas cosas más. Y sé otras tantas.

    Y si, sirve saber lo de la maldita brasa, grazie.

    ResponderEliminar

Todos tenemos algo que decir.

El seguimiento